Nebraska

— ¿Cómo se supone que sabes cuando estás seguro? ¿Tu estabas seguro? ¿Cómo terminaron casándose mamá y tú?

— Ella quería.

— ¿Y tú no?

— Pensé: “¿qué demonios?”

— ¿Alguna vez lamentaste haberte casado con ella?

— Todo el tiempo. Podría haber sido peor.

— Pero debiste estar enamorado. Al menos al principio.

— Nunca se habló de eso.

— ¿Alguna vez hablaron de tener hijos? ¿De cuantos querían y cosas así?

— No.

— ¿Entonces por qué nos tuvieron?

— Por qué me gustaba tener sexo. Y tu madre es católica. Así que piénsalo.


— Tienes suficiente dinero para vivir. No puedes conducir. ¿Para qué?

— Quiero una camioneta nueva.

— ¿Para qué necesitas una camioneta nueva?

— Solo para tenerla. Siempre quise una camioneta nueva.

— ¿Qué hay del resto del dinero? No necesitas un millón de dólares para una maldita camioneta.

— Era para ustedes, mis hijos. Quería dejarles algo.

— Estamos bien, papá. No lo necesitamos.

— Solo quería dejarles algo.

NEBRASKA

Fotografía: http://www.hollywoodreporter.com/

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s