Voy y vengo.

Vas y vienes. Intentas y desistes. Coloreas y vuelves a ser monocromático. Subes a la montaña y bajas a la playa. Haces retratos y luego haces fotografía de arquitectura, de calle, a la gente, a los desconocidos. Lees historias cortas y luego te sumerges en novelas largas. Muy largas. Te recreas con noches de terror y luego te conmueves con comedias románticas. Así eres a veces. Otras, también.
Pero todo encaja. Encaja al momento de diseñar, de escribir, de fotografiar o de dibujar. Tal vez porque unas cosas se nutren de otras, y es a partir de esta mezcolanza que defino (tal vez, y solo tal vez), quién soy.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s